Acuarios: Las 7 preguntas que debes hacerte

Tabla de contenidos

Acuario ¿qué hacer primero?

Fomentar la investigación previa de técnicas, equipos y seres vivos es, por supuesto, un aspecto importante, pero incluso antes de la fase de investigación hay un paso importante que todo aspirante a acuarista debe dar. Es decir, hacer una evaluación honesta de si un acuario marino es una buena idea en primer lugar.

Piénsalo de esta manera: crear ese primer acuario de agua dulce o salada es muy similar a llevar un cachorro a casa, puede ser maravilloso, desastroso o algo diferente dependiendo de tus circunstancias. Ahora tendrás que hacerte ciertas preguntas y darte una respuesta honesta para cada una de ellas. ¿estás listo? Aquí están las 7 preguntas (y respuestas) que te harán entender si empezar el hobby de la acuariolofilia es adecuado para ti o no. ¡La mejor de las suertes!

¿Cuál es su motivación?

Acuario ¿qué hacer para empezar? Primero pregúntese: ¿Por qué lo hago? ¿Es porque tienes una profunda y atractiva fascinación por la vida acuática, marina o no? ¿O porque quieres traer un rincón de arrecife o un biotopo amazónico a tu espacio vital? ¿Harás lo que sea necesario para mantenerlo? ¿O es porque sus hijos siguen presionando para que haya un acuario para poder mostrar «Nemo» y «Dory» a sus amigos? Puedes imaginar fácilmente cuál será el escenario más probable para tu éxito.

¿Es su entorno adecuado para un acuario?

Su casa ofrece suficiente espacio. Fácil acceso a las tomas de corriente y apoyo estable para el tanque que desea. ¿Su pareja/hijos/padres apreciarán tener un acuario en su casa? Además, tenga en cuenta que un acuario es una propuesta a largo plazo. Si está pensando en mudarse a un nuevo hogar en un futuro no muy lejano, debe esperar hasta después de la mudanza para montar el acuario.

¿Está dispuesto a invertir a largo plazo?

Basándonos en el último punto anterior, muchos peces pueden sobrevivir durante décadas en cautiverio. Por ejemplo, con el debido cuidado, el pez payaso «Nemo» que compras ahora para poner una sonrisa en la cara de tu hijo puede estar contigo durante mucho tiempo después de que tu hijo haya llegado a la edad adulta y tal vez incluso se haya ido a vivir solo. ¿Está dispuesto y es capaz de cumplir con los requisitos de cuidado a largo plazo de cualquier animal que compre?

¿Cómo es tu calendario diario?

No me malinterprete. El pasatiempo del acuario no debe ser prohibitivo. Sin embargo, implica ciertas tareas con rutinas inevitables, como alimentar a los peces e invertebrados, fertilizar las plantas, comprobar los parámetros del agua, los cambios en el agua, vaciar la taza de la espumadera, simplemente observar a los peces para asegurarse de que todo está vivo y que todo está bien.

Por supuesto que algunos de estos trabajos pueden automatizarse, pero no importa cuánto lo hagas. este hobby requiere una inversión regular de tiempo y puede no ser factible si tu horario ya está repleto de trabajo. compromisos familiares y sociales.

¿Su presupuesto se lo permite?

Pasa horas y horas en el foro de un acuario y encontrarás comentarios como: «Sé que un pez dorado no puede vivir en un acuario de 30 litros por mucho tiempo, pero eso es todo lo que puedo permitirme.

Entiendo que tener un acuario es un gasto, pero el simple hecho es que los peces e invertebrados no perciben nuestros sacrificios económicos. Necesitan para sobrevivir cubrir sus necesidades básicas que deben ser satisfechas tanto si podemos permitírnoslo como si no.

Además, tened en cuenta que el precio inicial para montar un acuario (especialmente el marino), aunque potencialmente desalentador, es sólo una parte de la ecuación del coste global. Mientras el acuario esté en funcionamiento, habrá ciertos gastos continuos de mantenimiento simple y cambios de equipo que se desgastarán.

¿Cómo describiría su ética de trabajo?

¿Se describiría como una persona diligente y disciplinada en sus hábitos de trabajo o es más bien como yo: perezoso y sujeto a la postergación? Este hobby tiene responsabilidades no negociables, así que al menos debes estar dispuesto a hacer lo que sea para hacerte responsable.

¿Cómo responde a los desafíos?

Por último, pero no menos importante, pregúntate cómo reaccionarás cuando lleguen los desafíos, los difíciles. Esto es importante porque nuestro hobby está lleno de desafíos, desde brotes bacterianos a algas negras, de enfermedades de los peces a problemas de calidad del agua a problemas de compatibilidad y la lista sigue y sigue…

Si tu reacción normal a este tipo de desafíos es desanimarte y «tirar la toalla», la acuarística puede no ser tu hobby. Si, por el contrario, puedes abordar estos problemas con paciencia, determinación y pasión, y si has respondido a todas estas preguntas honestamente, entonces definitivamente estás listo para sumergirte en este fantástico mundo. ¿A qué estás esperando?